Estándar

¿Cual es el mejor lector de codigos de barras del mercado?

dispositivos

IdentificaT analiza y compara diferentes lectores de códigos de barras industriales líderes del sector: Honeywell Granit 19, Motorola DS3508SR, el Datalogic PD8530 y el Intermec SR61T2D.

 

 

código+de+barras

Un código de barras es un conjunto de líneas verticales. Con diferente grosor y espaciado, este estándar permite que una máquina lectora reconozca un producto de manera inequívoca dentro de cualquier punto de la cadena logística.

Esto, que puede parecer un obviedad, supuso una revolución en los años 80, cuando fue adoptado por los establecimientos comerciales tres décadas después de ser patentado en EE UU. Fue precisamente el ejército, que aprobó el uso del código 39 para marcar los productos que adquirían, el pionero. Luego vino el servicio postal y, ya comprobado el éxito en la Administración, pasó a la sociedad civil.

A lo largo de los años, diferentes lectores se han ido desarrollando. Tecnologías como el lápiz óptico, el preferido durante décadas; el escáner CCD, con tecnología LED; láser, el mejor pero también el más caro… se han ido sumando a la gran familia del código de barras. En este largo camino, Honeywell ha y es sido líder del sector.
Aunque el más famoso es su modelo Voyager, esta empresa con implantación por todo el mundo ofrece otras decenas de dispositivos que también están en lo más alto de sus respectivos sectores. Uno de ellos es el Granit19, capaz de leer códigos en 1D, 2D, 3D y hasta los novedosos modelos de código EPC/RFID.

Un EPCP o Código Electrónico de Producto, considerado como el nuevo estándar de código de barras, contiene un número que puede ser asociado a información específica como fecha de producción, origen y destino. El EPC es almacenado en un tag de radio frecuencia, RFID, que transmite la información al ser consultada por un lector.

Con su color rojo característico, el Granit 19 supera a sus competidores en todos sus aspectos, según un estudio de la propia Honeywell. Esta serie de lectores,  especialmente pensado para ambientes de trabajo ruidoso y con grandes cargas, se comparó con sus competidores directos: el Motorola DS3508SR, el Datalogic PD8530 y el Intermec SR61T2D.

caidaEl primero aguanta más de 5.000 caídas desde un metro, frente a las menos de 3.000 de sus rivales. Merece la pena imaginarse a un operario lanzando los lectores una vez y otra vez hasta que se rompa. También es capaz de funcionar perfectamente a 30 grados centígrados bajo cero, mientras que los otros no lo logran a menos 20 y su cable aguanta que se tire de él hasta con 25 kilos de fuerza, frente los 20 de los otros.

almacenEn una prueba práctica del mismo estudio, el Garnit superó el Motorola 2D e igualó el láser LS3408FZ. Según reza el texto, «la competición no tiene el mismo rango de lectura» ni tampoco la misma velocidad, siendo, con sus menos de 20 segundos, el más rápido del mercado.  Mediante su Bluetooth, permite alejarse hasta 100 metros de la base y tener conectados hasta siete escáneres simultáneos.

Su batería de iones de litio de larga duración cmabio bateriapermite que se realicen 50.000 escanéos con una carga, además de venir con un fuerte pitido para los ambientes de trabajo más ruidosos que, en caso de estar trabajando en una zona tranquila, puede sustituirse por una cómoda vibración.

 

Conclusión

El lugar de uso perfecto para la serie Granit son ambientes de trabajo como la industria en almacenes o líneas de fabricación, donde es más que posible que haya golpes y roturas de  los equipos. Esto no significa que no sirva para sectores como el sanitario o el comercio, donde su sistema ‘plug and play’ facilita la labor.

Leave a Reply


− uno = 2